Un agasallo que sorprende: «Poemas birollos para ler cos ollos», de Fran Alonso. Anotación en Brabádegos